128 Views

Cómo elegir el mejor campamento de verano en inglés para nuestros hijos

En apenas un mes comienzan las vacaciones de verano en los centros educativos, y a los padres se les presenta el eterno dilema: ¿qué hacer con los niños durante el periodo estival? Los abuelos, los tíos o incluso amigos y vecinos siempre están ahí, pero cada vez son más las familias que optan por aprovechar este momento para seguir aprendiendo o reforzar algunas habilidades, como por ejemplo los idiomas. Elegir un campamento de verano en inglés puede ser una buena alternativa, aunque la oferta es tan amplia que no siempre sabemos cuál es mejor de entre todos los que hay.

La diversión por encima de todo
La mayoría de los niños terminan el curso más cansados de lo que sería aconsejable. Someterles nuevamente a estrés no es una opción saludable; lo primero que necesitan es descansar, “cambiar el chip”. Por tanto, un buen campamento de verano en inglés debe asentarse sobre una base sólida: la diversión. Poner a los niños en el centro, proponerles actividades en las que vayan a disfrutar verdaderamente y conseguir que lleguen por la mañana y vuelvan a casa con una sonrisa en la boca sería el primer reto a tener en cuenta.

Profesores y monitores preparados, especializados y muy motivados
Qué duda cabe que un personal motivado es esencial para conseguir un buen campamento de verano. Además, no todos los niños son iguales, especialmente cuando hablamos de rangos de edad. Si a esto le unimos que tengan una formación de la más alta calidad y que tengan un nivel de inglés lo más alto posible (el mínimo aconsejable sería un B2, el C1 muy aconsejable), podemos concluir que la calidad del profesorado es un factor a tener muy en cuenta.

Materiales especiales, cuidados y únicos
Los niños, especialmente los más pequeños, necesitan ver, escuchar, tocar, manipular. Tener a su alcance materiales de calidad implica que los resultados van a ser los mejores. Todo el material que usamos en los campamentos de Helen Doron English están elaborados por equipos de pedagogos expertos en ‘early development’, educación y estimulación desde bebés hasta adolescentes. Además, son distintos a los que usamos durante el resto del año, enfocados en temáticas veraniegas, vocabulario extra que no se ha dado durante el curso y estructuras gramaticales que les sirven para afianzar lo que han aprendido a todos los niveles.

Además, nuestros centros cuentan con la mejor de las garantías: años de experiencia, alegría y sonrisas. Sin duda, el mejor aval por el que nuestros alumnos repiten cada verano.

129 Views

Cómo elegir el mejor campamento de verano en inglés para nuestros hijos

En apenas un mes comienzan las vacaciones de verano en los centros educativos, y a los padres se les presenta el eterno dilema: ¿qué hacer con los niños durante el periodo estival? Los abuelos, los tíos o incluso amigos y vecinos siempre están ahí, pero cada vez son más las familias que optan por aprovechar este momento para seguir aprendiendo o reforzar algunas habilidades, como por ejemplo los idiomas. Elegir un campamento de verano en inglés puede ser una buena alternativa, aunque la oferta es tan amplia que no siempre sabemos cuál es mejor de entre todos los que hay.

La diversión por encima de todo
La mayoría de los niños terminan el curso más cansados de lo que sería aconsejable. Someterles nuevamente a estrés no es una opción saludable; lo primero que necesitan es descansar, “cambiar el chip”. Por tanto, un buen campamento de verano en inglés debe asentarse sobre una base sólida: la diversión. Poner a los niños en el centro, proponerles actividades en las que vayan a disfrutar verdaderamente y conseguir que lleguen por la mañana y vuelvan a casa con una sonrisa en la boca sería el primer reto a tener en cuenta.

Profesores y monitores preparados, especializados y muy motivados
Qué duda cabe que un personal motivado es esencial para conseguir un buen campamento de verano. Además, no todos los niños son iguales, especialmente cuando hablamos de rangos de edad. Si a esto le unimos que tengan una formación de la más alta calidad y que tengan un nivel de inglés lo más alto posible (el mínimo aconsejable sería un B2, el C1 muy aconsejable), podemos concluir que la calidad del profesorado es un factor a tener muy en cuenta.

Materiales especiales, cuidados y únicos
Los niños, especialmente los más pequeños, necesitan ver, escuchar, tocar, manipular. Tener a su alcance materiales de calidad implica que los resultados van a ser los mejores. Todo el material que usamos en los campamentos de Helen Doron English están elaborados por equipos de pedagogos expertos en ‘early development’, educación y estimulación desde bebés hasta adolescentes. Además, son distintos a los que usamos durante el resto del año, enfocados en temáticas veraniegas, vocabulario extra que no se ha dado durante el curso y estructuras gramaticales que les sirven para afianzar lo que han aprendido a todos los niveles.

Además, nuestros centros cuentan con la mejor de las garantías: años de experiencia, alegría y sonrisas. Sin duda, el mejor aval por el que nuestros alumnos repiten cada verano.