1842 Views

Propósito de año nuevo: escuchar el CD todos los días

blog-1Seguro que para muchos de vosotros el comienzo del año nuevo es también el comienzo de una nueva etapa, caragada de nuevos propósitos, algunos quizás ya un poco olvidados.  Apenas veinte después de las campanadas, aún estamos a tiempo de retomarlos e incluir algunos más. Te proponemos uno: ¡escuchar el CD de Helen Doron con tus niños dos veces todos los días!

“Es muy importante escuchar el CD al menos dos veces al día”. Seguro que si tus hijos acuden a alguna escuela Helen Doron habrás oído o leído esta frase en más de una ocasión. Es cierto, los profesores no nos cansamos de repetirla, y no por ningún tipo de manía extraña, sino porque somos conscientes de que el seguimiento de este casi mandamiento es fundamental para que la metodología funcione del todo bien. Pero también es cierto que muchas veces no tenemos el tiempo suficiente para explicar el porqué de esta afirmación, lo cual lleva a que se tome como una obligación, como unos “deberes”, e incluso que en algunos casos se incumpla al considerarse como una actividad secundaria a ir a clase. Por eso, hoy vamos a explicar qué papel cumple la escucha diaria del CD en nuestra metodología.

Para empezar es importante aclarar que la escucha del CD no es una actividad añadida a ir a clase, es exactamente igual de necesaria y forma parte de cualquier curso en Helen Doron. Para hacer una comparación sencilla, sería como si nos apuntásemos a un curso de fotografía, cuyas clases tuvieran lugar una vez por semana, pero luego no tuviéramos una cámara en casa. Aprenderíamos los conceptos, y seguramente sabríamos hacer una fotografía, pero tardaríamos mucho más tiempo y nos sentiríamos inseguros respecto a nuestros compañeros, que podrían repetir y practicar lo aprendido en clase. Pues esto es exactamente lo que ocurre cuando los niños no pueden escuchar el CD en casa: se sentirán más perdidos en clase, lo que afectará a su seguridad y a su capacidad comunicativa. Pero, ¿por qué se dará esta diferencia?

El método Helen Doron Early English (HDEE) se basa en un sistema de inmersión lingüística. Este sistema de enseñanza, que se utiliza con éxito en las Comunidades Autónomas con una segunda lengua, es lo más parecido al aprendizaje de la propia lengua materna. Los niños adquieren el lenguaje a través de la escucha repetida y el refuerzo positivo; en ningún momento se les presentan las normas gramaticales u ortográficas de la lengua, simplemente se les expone ante ella. A través de la repetición de frases, rimas o canciones, los niños son capaces de adquirir las estructuras gramaticales del lenguaje, así como una correcta pronunciación. Evidentemente, el sistema de inmersión requiere que la exposición al lenguaje sea la máxima posible, igual que un niño tampoco aprendería correctamente su lengua materna si sólo la escuchara una hora a la semana. El CD, por tanto, cumple la función de que los niños estén expuestos al lenguaje a diario y que, sin ni siquiera darse cuenta, absorban los sonidos y el ritmo del nuevo idioma.

blog-2Pero esto no significa en absoluto que la metodología HDEE se base en escuchar y repetir el CD. Como hemos dicho al principio, escuchar el CD es igual de necesario que ir a clase; de hecho, ninguna de las dos actividades funciona bien sin la otra. En las clases, los niños aprenden a nivel de significado: con recursos como imágenes, objetos reales, juegos y otras actividades, entienden aquello que habían escuchado en el CD, con lo que crean una relación directa entre significante y significado, sin necesidad de pasar por la traducción. Esto encuadra perfectamente en la metodología de enseñanza comunicativa de la lengua, de la que se nutre HDEE.

Este método es una superación de los sistemas audiolinguales tradicionales, en los que los alumnos se limitaban a escuchar y repetir multitud de frases para llegar a la corrección gramatical, por lo que la adquisición de lenguaje era fundamentalmente pasiva. En el método comunicativo, el principal objetivo es que los alumnos aprendan el lenguaje en su contexto, ya que al entender su significado, serán capaces de crear frases con sentido, de forma que lo estarán adquiriendo de forma activa.

Así pues, el CD cumple la parte pasiva de la adquisición del lenguaje: los niños escuchan cada día las diferentes pistas, absorbiendo los sonidos, la entonación, el ritmo. Después, en las clases, la actividad se centra en que los niños entiendan el significado de aquello que han estado escuchando en el CD y que reconocen perfectamente. En ese momento, ya están listos para usar esas palabras con sentido, cumpliendo la parte activa de la adquisición.

La importancia de escuchar el CD a diario, por tanto, radica en dotar a los niños con un contexto para que puedan desarrollar al máximo sus competencias comunicativas dentro de la clase y, sobre todo, para que lo hagan de forma natural, ya que al haber trabajado la escucha repetida mediante el CD, todo el lenguaje utilizado en clase les será familiar y se sentirán seguros y motivados (refuerzo positivo). Por eso, podrán dedicarse a lo más importante para ellos y para nosotros: pasarlo bien mientras, sin darse cuenta, adquieren las herramientas necesarias para poder comunicarse cuando ellos se sientan preparados.

1843 Views

Propósito de año nuevo: escuchar el CD todos los días

blog-1Seguro que para muchos de vosotros el comienzo del año nuevo es también el comienzo de una nueva etapa, caragada de nuevos propósitos, algunos quizás ya un poco olvidados.  Apenas veinte después de las campanadas, aún estamos a tiempo de retomarlos e incluir algunos más. Te proponemos uno: ¡escuchar el CD de Helen Doron con tus niños dos veces todos los días!

“Es muy importante escuchar el CD al menos dos veces al día”. Seguro que si tus hijos acuden a alguna escuela Helen Doron habrás oído o leído esta frase en más de una ocasión. Es cierto, los profesores no nos cansamos de repetirla, y no por ningún tipo de manía extraña, sino porque somos conscientes de que el seguimiento de este casi mandamiento es fundamental para que la metodología funcione del todo bien. Pero también es cierto que muchas veces no tenemos el tiempo suficiente para explicar el porqué de esta afirmación, lo cual lleva a que se tome como una obligación, como unos “deberes”, e incluso que en algunos casos se incumpla al considerarse como una actividad secundaria a ir a clase. Por eso, hoy vamos a explicar qué papel cumple la escucha diaria del CD en nuestra metodología.

Para empezar es importante aclarar que la escucha del CD no es una actividad añadida a ir a clase, es exactamente igual de necesaria y forma parte de cualquier curso en Helen Doron. Para hacer una comparación sencilla, sería como si nos apuntásemos a un curso de fotografía, cuyas clases tuvieran lugar una vez por semana, pero luego no tuviéramos una cámara en casa. Aprenderíamos los conceptos, y seguramente sabríamos hacer una fotografía, pero tardaríamos mucho más tiempo y nos sentiríamos inseguros respecto a nuestros compañeros, que podrían repetir y practicar lo aprendido en clase. Pues esto es exactamente lo que ocurre cuando los niños no pueden escuchar el CD en casa: se sentirán más perdidos en clase, lo que afectará a su seguridad y a su capacidad comunicativa. Pero, ¿por qué se dará esta diferencia?

El método Helen Doron Early English (HDEE) se basa en un sistema de inmersión lingüística. Este sistema de enseñanza, que se utiliza con éxito en las Comunidades Autónomas con una segunda lengua, es lo más parecido al aprendizaje de la propia lengua materna. Los niños adquieren el lenguaje a través de la escucha repetida y el refuerzo positivo; en ningún momento se les presentan las normas gramaticales u ortográficas de la lengua, simplemente se les expone ante ella. A través de la repetición de frases, rimas o canciones, los niños son capaces de adquirir las estructuras gramaticales del lenguaje, así como una correcta pronunciación. Evidentemente, el sistema de inmersión requiere que la exposición al lenguaje sea la máxima posible, igual que un niño tampoco aprendería correctamente su lengua materna si sólo la escuchara una hora a la semana. El CD, por tanto, cumple la función de que los niños estén expuestos al lenguaje a diario y que, sin ni siquiera darse cuenta, absorban los sonidos y el ritmo del nuevo idioma.

blog-2Pero esto no significa en absoluto que la metodología HDEE se base en escuchar y repetir el CD. Como hemos dicho al principio, escuchar el CD es igual de necesario que ir a clase; de hecho, ninguna de las dos actividades funciona bien sin la otra. En las clases, los niños aprenden a nivel de significado: con recursos como imágenes, objetos reales, juegos y otras actividades, entienden aquello que habían escuchado en el CD, con lo que crean una relación directa entre significante y significado, sin necesidad de pasar por la traducción. Esto encuadra perfectamente en la metodología de enseñanza comunicativa de la lengua, de la que se nutre HDEE.

Este método es una superación de los sistemas audiolinguales tradicionales, en los que los alumnos se limitaban a escuchar y repetir multitud de frases para llegar a la corrección gramatical, por lo que la adquisición de lenguaje era fundamentalmente pasiva. En el método comunicativo, el principal objetivo es que los alumnos aprendan el lenguaje en su contexto, ya que al entender su significado, serán capaces de crear frases con sentido, de forma que lo estarán adquiriendo de forma activa.

Así pues, el CD cumple la parte pasiva de la adquisición del lenguaje: los niños escuchan cada día las diferentes pistas, absorbiendo los sonidos, la entonación, el ritmo. Después, en las clases, la actividad se centra en que los niños entiendan el significado de aquello que han estado escuchando en el CD y que reconocen perfectamente. En ese momento, ya están listos para usar esas palabras con sentido, cumpliendo la parte activa de la adquisición.

La importancia de escuchar el CD a diario, por tanto, radica en dotar a los niños con un contexto para que puedan desarrollar al máximo sus competencias comunicativas dentro de la clase y, sobre todo, para que lo hagan de forma natural, ya que al haber trabajado la escucha repetida mediante el CD, todo el lenguaje utilizado en clase les será familiar y se sentirán seguros y motivados (refuerzo positivo). Por eso, podrán dedicarse a lo más importante para ellos y para nosotros: pasarlo bien mientras, sin darse cuenta, adquieren las herramientas necesarias para poder comunicarse cuando ellos se sientan preparados.